miércoles, diciembre 28, 2005

RECUERDA: "NO HAY CUCHARA"



EUGTHEHUGE: Tu cara se rompe porque es sólo eso: una cara golpeada por una cuchara. Mi cara en cambio no se rompe porque no hay cuchara, sólo está en mi mente.

(Soloyloco observa mientras el rostro de Eugthehuge resiste el embate de una cuchara etérea).

EUGTHEHUGE: Vincúlate con la cuchara. Sé uno con la cuchara y ablándate. (Soloyloco asiente, y sostiene en alto su cuchara).

SOLOYLOCO: Así que no hay cuchara, ¿cierto?

(Soloyloco se golpea repetidamente la cara con la cuchara. Las radiografías comprueban que tan sólo ha logrado ablandar los huesos de su rostro).

2 comentarios:

Dr. No dijo...

Toda experiencia conlleva un aprendizaje. Es reconfortante ver que se ha dado un paso importante en el enlace espiritual entre el hombre y la cuchara.

Claro, al principio duele...

M. L. dijo...

veo un mundo donde los hombres y las cucharas viven en paz y armonia